Agujero

Miro por un agujero. Un agujero pequeño.

No cabe mucho en él. Sólo lo suficiente.

Cuando veo por él, veo un niño feliz.

O eso parece.

 

Miro por un agujero. Un agujero grande.

Cabe mucho en él. Más de lo que uno se puede esperar.

Cuando veo por él, me entra el pánico. No veo nada.

O eso parece.

 

La culpa es mía. Veo lo que veo, y por donde veo, por mis propias creaciones.

¿Cómo continuar?, ¿cómo responder?

 

Si tan solo fuese accesible en un mínimo grado, no habría agujero que me turbara.

No existiría agujero.

 

¿A quién gritar?

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: